Compartir

Cómo hacer que los tacones no duelan

 
Por Laura Ruiz. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo hacer que los tacones no duelan

Los tacones son uno de los grandes símbolos de la feminidad, una mujer sobre unos bonitos tacones logra estilizar su figura y lucir mucho más sexy. Sin embargo, como dice el dicho, para lucir hay que sufrir, y es que si hay algo tienen los tacones es que pueden llegar a ser muy dolorosos.

Pero no hay que conformarse con eso, existen algunos trucos y consejos que pueden ayudarnos a sobrellevar el dolor provocado por los zapatos de tacón. En el siguiente artículo de UnComo te explicamos cómo hacer que los tacones no duelan.

También te puede interesar: Cómo caminar con tacones
Pasos a seguir:
1

La fricción es la principal enemiga a la hora de llevar tacones, por eso mismo, si queremos evitar que los tacones duelan debemos poner nuestro empeño en evitar que haya fricción y rozadura.

Para ello podemos usar los sticks o espráis antifricción destinados a ello, una aplicación en las zonas más propensas a ello, como el talón y la punta, justo antes de calcarse los zapatos evitará que te roce a cada movimiento y te duela.

2

¿Sabías que puedes usar el congelador de tu casa para hacer que los zapatos no duelan? Si te quedan un poco justos y te molestan, puedes ponerlos en el congelador rellenándolos de bolsas de congelados o simplemente con periódico. Cuando te los pongas justo después de sacarlos, el zapato se irá descongelando adaptándose perfectamente a la forma de tu pie. Además, el frío activará la circulación sanguínea, algo que también es beneficioso.

Cómo hacer que los tacones no duelan - Paso 2
3

Amortiguar tus pisadas es otra buena forma d eevitar el dolor. Para ello puedes usar las plantillas y almohadillas de silicona que hay en el mercado. Las tienes de distintos tipos: te talos, de dedos o de plantilla entera. La silicona lo que hace es rebajar la presión que sufren tus pies, repartiendo el peso y dando un apoyo mucho más suave.

4

Hay distintos ejercicios que puedes practicar para estimular los distintos grupos de músculos qeu usas al andar con tacones. Al hacer estos ejercicios mejorarás tu postura, modo de andar y evitarás los dolores provocados por los tacones.

Algunos de los ejercicios que puedes practicar son:

  • Apoyar la parte delantera de los pies en un escalón mientras bajas los talones intentando mantener el equilibrio.
  • Apóyate en la punta de los dedos e intenta estirarte hacia arriba.
  • Apoyada en las puntas de los dedos flexiona una pierna a la vez que estiras la otra.

En el siguiente artículo te explicamos cómo caminar con tacones, para que logres tener una buena postura que dificulte la aparición de dolor.

Cómo hacer que los tacones no duelan - Paso 4
5

Aumentar unos centímetros y estilizar tu cuerpo no tiene por qué ir reñido con la comodidad. Si no quieres renunciar a esos centímetros puedes optar por tacones de plataforma o, al menos, que también estén alzados por la parte delantera. Este tipo de zapatos distribuyen mucho mejor los pesos y evitarás que tengas tanto dolor.

6

En la misma línea va el mismo consejo: no es necesario calzar tacones de 15 centímetros que te duelan y no te den libertad de movimientos. Es preferible calzar zapatos de tacones de menos altura, que pueden causar un gran impacto igualmente.

En cuestión de zapatos, casi más importante que el zapato en sí es la forma de llevarlo. Llevar un tacón de 3 centímetros con estilo es mucho mejor que llevar altos tacones con dificultades y dolores.

Cómo hacer que los tacones no duelan - Paso 6
7

La solución básica para acabar con el dolor de pies, o al menos para dificultar que aparezca, es usar tu número exacto. Aunque parezca una obviedad no son pocas las personas que calzan números que no les corresponden, ya sea por las ansias de comprar o por las prisas no se paran a examinar detenidamente las sensaciones al andar hasta que los han comprado y les duelen.

Si un zapato te va grande al andar se deslizara hacia delante y hacia atras, creando una fricción con tus pies que te causará ampollas y dolores.

8

Si al dolor provocado por las rozaduras le sumamos que los tacones son todo lo contrario a la estabilidad nos da un resultado nada optimista. Las suelas de los tacones son resbaladizas, lo que provoca movimientos constantes del pie para mantenerse estable y que pueden ser causa de aún más dolores.

El truco tradicional en estos casos es hacer algunos cortes en la suela con una tijeras para que así tenga más agarre con el suelo. En la actualidad los métodos se han sofisticado, y en el mercado ya encontramos pegatinas antideslizantes creadas con este objetivo.

9

La siguiente es la solución fácil, pero a veces es imprescindible. Si auguras que va a ser una noche movida siempre debes llevar un par de zapatos de repuesto por si el dolor se convierte en insoportable. A día de hoy ya se venden zapatos planos hecho a ese efecto, con su estuche en el que van doblados sin ocupar nada de espacio.

Cómo hacer que los tacones no duelan - Paso 9
10

¿Sabes que ya hay cremas para hacer que los tacones no duelan? Puedes usar las cremas con ibuprofeno o las ampollas de nolotil, cuya acción analgésica, antiinflamatoria ayudarán a que puedas aguantar todo el día con los tacones.

En el mismo sentido hay las cremas analgésicas, como las que se usan en la depilación laser o a la hora de hacer tatuajes. En ambos casos debemos decirte que no vas a eliminar el dolor, simplemente lo vas a camuflar.

De todos modos, antes de usarlos te recomendamos preguntarle al médico por sus beneficios y dosis.

Cómo hacer que los tacones no duelan - Paso 10
11

Un truco para evitar que el dolor de pies llegue antes de lo esperado es hacer todo lo que quieras menos estar de pie y parada. Anda, baila o siéntate y descansa los pies, pero si te quedas de pie sin moverte no tardará en aparecer ese insoportable dolor.

12

Quizás no lo sabías, pero existe una solución extrema que pasa por la cirugía. Hay una operación que consiste en extraerte grasa de alguna parte de tu cuerpo e insertarla en el talón a modo de almohadilla. Esta operación sirve hasta que tu cuerpo vuelve a absorber la grasa, cuando deberás volver a pasar por el mismo proceso. La operación es rápida, apenas dura una hora, y solo requiere anestesia local.

Esta operación solo es recomendable si es indispensable que uses tacones a diario y ello te produce muchos dolores, en cualquier otro caso siempre es preferible usar otros trucos menos invasivos o, simplemente, dejar de llevar zapatos de tacón.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer que los tacones no duelan, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Moda y Estilo.

Escribir comentario sobre Cómo hacer que los tacones no duelan

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo hacer que los tacones no duelan
1 de 6
Cómo hacer que los tacones no duelan

Volver arriba